¡RECHAZAN SU NACIONALISMO! Al menos 20.000 manifestantes en Viena contra la coalición gubernamental

Al menos 20.000 personas manifestaron el sábado en Viena contra la coalición de derecha y extrema derecha en el poder desde hace casi un mes en Austria, criticada por sus posiciones sobre la inmigración y su programa social.

Según la policía unos 20.000 manifestantes que respondieron al llamamiento de un denominado “comité del nuevo año” formaron una larga columna en el centro de la ciudad.

Del lado de los organizadores, que preveían unos 10.000 participantes, las estimaciones varían entre 25.000 y 50.000 personas.

Sebastian Kurz, de 31 años (conservador), se impuso en las elecciones del 15 de octubre y formó gobierno a mediados de diciembre junto a la extrema derecha del Partido de la Libertad de Austria (FPÖ), que obtuvo seis ministerios clave y cuyo líder Heinz-Christian Strache es vicecanciller.

“Lo que temo es que este tipo de gobierno se banalice, se convierta en la nueva norma”, dijo a la AFP Christa, una manifestante de 55 años.

Tobias Grettica, un alemán de 47 años, dijo estar “inquieto de que el nacionalismo avance en todas partes, no sólo en Austria”.

Esta es la primera manifestación importante contra el nuevo gobierno. Fue convocada por organizaciones de izquierda y antirracistas.

Anna, de 23 años, dijo manifestar contra “un gobierno que quiere dividir la sociedad, diabolizar las minorías, socavar el derecho de las mujeres, desvalorizar la solidaridad”. Otro manifestante se inquietaba por la promoción “de un modelo familiar normativo que alienta a las mujeres a quedarse en casa”.

Esta es la segunda coalición formada entre los conservadores del ÖVP y el FPÖ en Austria desde una primera experiencia gubernamental a principios de los años 2000.

Entonces esta alianza provocó la condena internacional y sanciones de la Unión Europea. Se habían organizado numerosas manifestaciones de protesta, la más importante había congregado a unas 250.000 personas.

La nueva mayoría obtuvo casi el 60% de los votos en las legislativas de octubre, luego de una década de coalición centrista entre la derecha y los socialdemócratas.

NV1 – AFP